¿Qué es un vape mod o vaporizador personal avanzado?

Una de las cuestiones que más confusión generan entre los seguidores de la cultura del vapeo es variedad de modelos de cigarrillos electrónicos que hay en el mercado. Tenemos los típicos cigarrillos electrónicos de tamaño similar al de un bolígrafo, ¿pero qué hay de los dispositivos de mayor tamaño, los que reciben el nombre de vape mods o vaporizador personal avanzado (APV, por sus siglas en inglés)?

Existe cierta confusión por parte de los que se inician en el vapeo, e incluso los que ya llevan un tiempo dentro de este mundo. Estos términos son algo confusos y generan más preguntas que respuestas. ¿Qué hace que sean un mod? ¿Y por qué son avanzados? ¿Son esta clase de cigarrillos electrónicos adecuados para mí o mi experiencia como vapeador? En esta sección exploramos qué son los vape mods y los APV y por qué la gente los utiliza.

¿Qué es un mod y por qué difieren de los APV?

Estos dos términos describen lo mismo: un cigarrillo electrónico más grande, grueso y complejo. Ese tipo de cigarrillos electrónicos se basan en los modelos habituales, pero con ciertas modificaciones (de ahí lo de mods) que sirven para incluir funcionalidades avanzadas.

Estas mejoras son de diferente tipo. La batería, en estos casos, suele ser más grande y dura más. El mecanismo para calentar el e-líquido suele ser más potente. El tanque de recarga admite más capacidad, por lo que puede contener una cantidad mayor de e-líquido. Sean cuales sean las mejoras, es poco probable que puedas encontrarlas en los cigarrillos electrónicos típicos.

¿Por qué la gente utiliza los vape mods y los APV?

Es cuestión de gustos. Para algunos usuarios, las prestaciones de los cigarrillos electrónicos típicos no se ajustan a lo que andan buscando. Los vvape mods ofrecen un rendimiento superior a estos vaporizadores avanzados, ya que pueden experimentar a niveles diferentes con estos dispositivos.

¿Debería usar un vape mod?

Depende de cuánto lleves vapeando y de la clase de experiencia que quieras. Si eres veterano y quieres probar algo nuevo, un APV puede proporcionarte lo que estás buscando. Sin embargo, si llevas poco tiempo vapeando o sigues buscando tu identidad como usuario, los APV podrían resultarte confusos, complicando tu asimilación en este mundo.

Además, son potencialmente arriesgados para el usuario que no sabe muy bien lo que tiene entre manos. Las mejoras introducidas en los vape mods están diseñadas para crear un sabor mejorado y proporcionar una sensación más intensa. Si no estás acostumbrado a algo así, esto te puede resultar abrumador. Si no las tienes todas consigo respecto a los APV, es mejor que sigas con los cigarrillos electrónicos normales.

Conclusiones

Los vaporizadores personales avanzados reciben este nombre por una razón: son más complejos que los cigarrillos electrónicos estándar. Por esa razón, solo debes utilizar los APV cuando entiendas bien lo que son y lo que pueden ofrecer. Si eres un recién llegado, o crees que no estás lo suficientemente preparado, sigue utilizando los cigarrillos electrónicos normales.